2/6/10

“Desvelando El Misterio”

Jeno dice que estoy “despertando”. Me ha dicho, que lo que ocurrió el otro día con la lagartija, es señal de mis cambios.
Creo que tiene razón.

- Serena – Me dijo – Tanto lo que me contaste de la silla del comedor, como lo de la lagartija, son señales.

- ¿Señales? – Pregunté - ¿De qué?

- De que te estás abriendo a nuevas experiencias. Todo está relacionado con tu pasado.

Con alegría de escuchar aquello, continué mi interrogatorio:


- Entonces, ¿crees que el pasado está queriendo decirme algo?

- Bueno… Yo no lo diría así – Respondió – Creo que por algún motivo, la anciana trata de explicarte tu siguiente paso.

Boquiabierta pero encantada, le di las gracias al maestro.

- Ahora, lo demás, depende de ti. Tú tienes que ser la que desvele el misterio – Apuntilló.


Las luces de mi habitación, parpadean.
Hace varios días, comenzaron a hacerlo.
Jota se ha mudado al cuarto de Saúl, y vuelvo a estar sola.

Los ensayos de teatro, ya los hemos acabado.
Por ahora, no iremos a representar la obra.
La pobre Mariana, se ha quedado con las ganas.
Había conseguido un papel protagonista, y se la veía muy ilusionada.

Jeno me ha recomendado que haga los ejercicios que me enseñó.

- Ya sabes, que los sueños reales – Me dijo - Se pueden provocar conscientemente. Sólo has de seguir la técnica. Creo que así, serás capaz de comprender algo más del pasado.

Esta misma tarde realizaré una prueba.

Parece ser, que he de ser yo sola, la que descubra porqué me “convertí” en una lagartija, y porqué soñé con la silla del comedor…

No va a ser una tarea sencilla.
Por ahora, el puzzle, no tiene pies ni cabeza.
Veamos que descubro.
Hasta luego. votar

No hay comentarios:

Publicar un comentario